Tarta de Coco y Dulce de Leche

Tarta de Coco y Dulce de Leche


Los clásicos nunca pasan de moda, me repetía un chef estrellado con el que trabajé, cada vez que yo le insinuaba que el plato estaba un poquito desactualizado, o que no me divertía hacer una Crème brûlée, pese a buscar la perfección en cada una de los plato que preparábamos;

 

También aprendí que para innovar y recrear un plato, primero hay que saber hacerlo de la manera tradicional. Aunque en este caso, no innovaremos nada, sino que haremos un clásico de la pastelería argentina, que por supuesto lleva dulce de leche.

 

Las recetas populares tienen tantas variantes como familias hay en la región donde la receta es oriunda. En este caso, una tarta de coco y dulce de leche tradicional, en la que utilizo una masa tipo sable, pero algo más tierna y suave ya que en vez de llevar solo harina, lleva un 50% de maicena; una receta que solía hacer mi abuelo para preparar unos discos de alfajores tipo de maicena, pero no tan “polvorosos”.  La mezcla de coco que corona la torta, es una receta que preparaba Bárbara, quien hace muchos años fuera la pastelera de un hotel de Calafate donde trabajé, y desde hace mas de una década es la chef ejecutiva de Viejos Tiempos, un hermoso restaurant de Villa la Angostura.

 

Vayamos a la receta:

Para la masa – Ingredientes

1 huevo

100 gr maicena

100 gr azúcar impalpable

100 gr manteca

100 gr harina 0000 (de pastelería)

1 pizca de sal y si se desea (aunque no es obligatorio) esencia de vainilla.

Seguramente se necesite algo más de harina para el estirado de la masa.

 

Dulce de leche, si es posible repostero, cantidad necesaria.

Para la cobertura de coco – Ingredientes

150 gr de coco rallado

100 gr de azúcar

100 gr crema de leche (nata)

2 huevos

Ralladura de medio limón

 

Para la masa – Procedimiento

Es una receta bastante simple, si se hace cantidad, se puede hacer en la procesadora, combinando los ingredientes. Pero cuando hacemos 100 o 200gr de cada ingrediente, es suficiente con verterlos todos en un bowl y mezclar a mano hasta que la masa este homogénea.

Enfilmamos y enfriamos 30 minutos, sacamos y espolvoreando con harina la mesada estiramos de 4mm de espesor y forramos una tartera de la medida que querramos. Si son tarteras individuales, esta cantidad alcanza para 4 o 5 tartas,  o una grande de 22 a 26cm de diámetro.

Volvemos a poner en la heladera, y encendemos el horno. Cuando este llega a 170*C, cubrimos las tartas con papel aluminio y un pequeño peso (existen unas bolitas de cerámica especiales para estas cosas, pero históricamente se utilizaron garbanzos que cumplen la misma función). Cocinamos a blanco, es decir, por unos 10 – 12 minutos, hasta que la masa este cocida pero sin color.

Mientras la tarta esta en el horno, ponemos el dulce de leche en una manga y por otro lado mezclamos el resto de los ingredientes en un bowl.

Sacamos la tarta del horno, retiramos los garbanzos y el papel aluminio y aplicamos el dulce de leche con la manga (con espátula corremos el riesgo de romper la masa) siendo generosos con la cantidad. Y luego aplicamos la mezcla de coco. La receta alcanza para 4 tarteletas individuales como en la foto, de unos 12cm de diámetro.

Horneamos nuevamente a 170*C por 25 minutos. Si vemos que a los 20 minutos aun no está tostada, subimos la temperatura del horno para que quede dorada la superficie.

Dejamos enfriar, desmoldamos y servimos.